Miquel Dewever-Plana: LA OTRA GUERRA

+5
View Gallery

LA OTRA GUERRA

Fotografías: Miquel Dewever-Plana

Texto: Jean-Fran√ßois Leroy, Fundador y director de Visa pour l‚Äôimage, Perpi√Ī√°n

Reportaje fotográfico sobre una realidad que podría ser la nuestra: una guerra no declarada en Guatemala, un país que se ha convertido en uno de los más peligrosos del mundo.

 

 

La otra guerra. Una de las que nunca se habla. O tan poco. Miquel Dewever-Plana ha elegido mostr√°rnosla. Explicar las razones que han llevado a ella. Las ra√≠ces de este mal est√°n perfectamente identificadas. Es m√°s, las autoridades conocen sin excepci√≥n a todos los miembros de estas pandillas de j√≥venes, chicos y chicas, que se conocen como ¬ęmaras¬Ľ. Pero nadie hace nada. Peor a√ļn, a veces la polic√≠a los extorsiona, los encarcela por motivos sin importancia y los suelta, de modo que salen de la c√°rcel con m√°s odio que cuando entraron.

© Miquel Dewever-Plana

Miseria, pobreza, un urbanismo an√°rquico y, sobre todo, corrupci√≥n: son tantos los motivos que podr√≠an explicar tan dram√°tica situaci√≥n‚Ķ Pero ¬Ņc√≥mo no reaccionar ante semejantes fotograf√≠as, ante unos testimonios a cu√°l m√°s emotivo? El relato en que Norma cuenta c√≥mo su hija de 17 a√Īos fue ejecutada delante de ella no me abandonar√° nunca. Uno entre tantos otros. Una violencia intolerable, una barbarie encubierta, ejecuciones en nombre de un ¬ęhonor¬Ľ que carece ya de todo sentido.

La poblaci√≥n no puede soportar estas arbitrariedades d√≠a tras d√≠a, y algunos deciden alistarse a los grupos paramilitares para resucitar los escuadrones de la muerte, de tan siniestro recuerdo, que secuestraban y asesinaban a los miembros de la guerrilla, uno a uno. Los reaccionarios ‚Äďellos tampoco‚Äď no hacen las cosas a la ligera.

© Miquel Dewever-Plana

Todos los actos de esos j√≥venes perdidos son, claro est√°, absolutamente condenables. Droga, proxenetismo, robos con violencia y asesinatos constituyen su pan de cada d√≠a. Miquel Dewever-Plana no los ve solo como delincuentes. Sin caer nunca en la victimizaci√≥n o, peor a√ļn, en la artificiosidad, se propone mostrarnos sus emociones, sus sentimientos. No cabe duda de que necesit√≥ una buena dosis de paciencia para lograr ser aceptado en su vida cotidiana, en cada una de las situaciones que nos descubre y de las que quiere ofrecer un testimonio sin ensa√Īamiento, con una tenacidad digna de todo respeto.

Las imágenes serán, a buen seguro, impactantes para algunos lectores. Pero, como casi siempre, no son las fotografías de Miquel las que resultan demasiado violentas, sino que son las situaciones que muestran las que resultan insoportables.

© Miquel Dewever-Plana

A menudo se tiende a asociar el nombre de un fot√≥grafo con una obra en concreto de su carrera. Josef Koudelka y los gitanos, Mary-Ellen Mark y las prostitutas indias, Stanley Greene y Chechenia, Eugene Richards y los soldados estadounidenses de regreso de Irak, Paul Fusco y los ni√Īos de Chernobil‚Ķ Estoy convencido de que este libro, del todo necesario, se convertir√° en una referencia, de modo que ya no se podr√° hablar de la violencia en Guatemala sin pensar en Miquel Dewever-Plana.

Suelo repetir con frecuencia que el talento de un fot√≥grafo se mide por su discreci√≥n, por su capacidad para pasar inadvertido. Si, cuando miramos un reportaje fotogr√°fico, nos ponemos a pensar en el talento de su autor, es se√Īal de que este ha fracasado en su misi√≥n. Si, por el contrario, sentimos empat√≠a por sus sujetos y no notamos en ning√ļn momento la presencia del fot√≥grafo, eso quiere decir que nos encontramos ante uno de los grandes. Al adentrarnos en este libro, cuya dolorosa realidad dif√≠cilmente se podr√° olvidar, constatamos hasta qu√© punto Dewever-Plana es un inmenso fot√≥grafo.


Acerca del autor:

Miquel Dewever-Plana comenzó a estudiar bioquímica antes de viajar por Centroamérica. Desde mediados de la década de 1990 comparte la vida cotidiana de las comunidades indígenas. Es autor del libro La otra guerra, publicado por Bec en L’air.

Está representado por la agencia VU. Alma, hija de la violencia, un webdocumental que dirigió con Isabelle Fougère, ganó la Visa de Oro 2013 para el webdocumental.

Entre 2013 y 2015, el fotógrafo permaneció varios meses en las aldeas interiores de Tahluwen, en los países Wayana y Camopi, Teko y Wayãpi.

Miquel trastoca los c√≥digos, los de la fotograf√≠a antropom√©trica del siglo XIX, para la que el retrato era una ventana al alma humana, pero el de los ‚Äúotros‚ÄĚ, los delincuentes, los enfermos, los ‚Äúsalvajes‚ÄĚ, revelando una sociedad que cre√≠a poder priorizar a los hombres en clases, categor√≠as. y… carreras.

Links:

Libro: blume.net/fotoperiodismo/952-la-otra-guerra-9788498016604.html

www.miquel-dewever-plana.com

@miquel.dewever.plana

@editorial_blume

 

Todas las fotografías publicadas aquí tienen el Copyright del respectivo fotógrafo.

© 2019 Caption Magazine. ISSN 0716-0879