Walter Blas: Los Retratos de Aurora

+17
View Gallery

Deconstrucci贸n de una memoria derrumbada

Por Walter Blas

Contexto hist贸rico, geogr谩fico y pol铆tico
La Poblaci贸n Aurora de Chile es uno de los asentamientos perif茅ricos del Gran Concepci贸n, Regi贸n del Biob铆o. Su historia se remonta a los primeros a帽os del siglo XX. Si bien ha tenido varias 鈥渙leadas鈥 de colonos, que corresponden a momentos econ贸micos, hist贸ricos, o de desastres del sur de Chile principalmente sus habitantes llegan desterrados de otros lados, encontrando en un lugar sin suelo, el terreno para construir su casa. Pero antes de continuar me gustar铆a detenerme en varios detalles de este primer p谩rrafo, que tal vez para un vecino de la Aurora es com煤n, pero para aquel pr贸jimo que est茅 un poco m谩s lejos le resulte incomprensible.
漏 Proyecto Los Retratos de Aurora
Comencemos en 1570 con el Gran Terremoto de Penco que de alguna manera marc贸 la personalidad del habitante de Concepci贸n. El 8 de febrero de ese a帽o, como a las nueve de la ma帽ana, la tierra empez贸 a quebrarse bajo los pies de los colonos espa帽oles asentados en las playas de Penco, seguido de un maremoto que se adentr贸 unos cuatrocientos metros en tierra. Si bien las cr贸nicas de la 茅poca no relatan muertos, grande tiene que haber sido la escena, que ni los ind铆genas belicosos de las cercan铆as quisieron atacarlos, viendo su indefensi贸n. Este terremoto provoc贸 que los 鈥減enquistas鈥 -gentilicio de quienes habitaban las cercan铆as de la Bah铆a de Penco- emigraran unos kil贸metros hasta el Valle de la Mocha, donde se encontraba desde 1550 el emplazamiento fundado por Pedro de Valdivia con el nombre de Concepci贸n de Mar铆a Pur铆sima del Nuevo Extremo. Dejando algunos colonos que no quisieron emigrar en la Bah铆a de Penco, constituyendo un nuevo poblado, a quienes se los llam贸 鈥減encones鈥 para distinguirlos con los habitantes de Concepci贸n. Este para m铆 es el primer indicador que marca la personalidad penquista. Buscan un valle con buenas aguas, que lo encuentran a orillas del r铆o Biob铆o, pero de a poco, y hasta inconscientemente, le comienzan a dar la espalda. La ciudad crece hacia el cerro, se va metiendo entre los bosques nativos y la cordillera de Nahuelbuta, dejando al Huio Huio, nombre original del r铆o Biob铆o a sus espaldas. Vamos a saltarnos un par de siglos, y en los mediados del 1800, con escaramuzas independentistas, y gui帽os a la Europa decadente, se sigue consolidando como la ciudad referente al sur de Chile, despu茅s de su capital, Santiago. Pero ni este reconocimiento le hace cambiar el car谩cter.
El r铆o no se navega, no se mira, no se pesca. Solamente es la frontera natural con el sur, tierra ind贸mita caminada por los mapuches. El r铆o es dep贸sito de escombros de los sucesivos terremotos. As铆 es que durante el Siglo XX, sus costas reciben los despojos de una Concepci贸n arrasada en el 39, en el 69 y en el 2010. Y es sobre estos despojos que de a poco va tomando nombre y fuerza otros invisibles de Chile: los pobladores de la Aurora de Chile, en homenaje al primer peri贸dico independentista que hubo. Pero como siempre, sigue Concepci贸n, sin mirar a los ojos al Biob铆o, y al igual que los escombros materiales, deja en la orilla de su r铆o los despojos desclasados de sus habitantes. El 茅xodo rural-minero de principios del 1900, la crisis de los a帽os 30 trajo mucho trabajador a jornal o 鈥済olondrina鈥, el terremoto de 1960, y el 27F en 2010, fueron tambi茅n indicadores de nuevas tomas, y asentamientos en el sector. Y es as铆 que de a poco, invisibilizada y casi tozudamente va naciendo la Aurora, que al igual que los 谩rboles va dejando en c铆rculos conc茅ntricos, sus memorias. Hay un radio muy antiguo que alberga un colegio de monjitas, dos f谩bricas, y un Club Social y Deportivo, 鈥淓l Hurac谩n鈥 fundado en 1938 a semejanza de su hom贸nimo de Argentina.
漏 Proyecto Los Retratos de Aurora
Entre el sector de la f谩brica y la cancha de futbol se congrega el casco m谩s antiguo de la Aurora. Si bien la poblaci贸n no cuenta con plaza fundacional, cuenta con la cancha que cumple id茅ntico fin. A su alrededor se ubican los estamentos de poder de la Aurora: la sede de la Junta de Vecinos, la sede del 鈥淗urac谩n鈥, y el local del 鈥淕uat贸n To帽o鈥 que cumple las veces de economato local y almac茅n general, al mismo tiempo que 鈥渃entro de informaciones y novedades鈥. Contaba la historia que: 鈥渓a Aurora de Chile nace a sombras de la F谩brica de pa帽os Biob铆o, la plaza del ferrocarril y el borde de r铆o. Tomas clandestinas que llegaban en hordas con carretas, como colonos de un inh贸spito territorio. El sector que desde ah铆 se extiende hasta la actual costanera del r铆o es terreno que se ha ido ganando por parte de los pobladores a costa de rellenarlo a puro esfuerzo. Son aproximadamente unos 240.000 metros cuadrados que se rellenaron a pala, trayendo los escombros a carretilla y camiones, gestionados por los propios vecinos鈥.
Ahora bien, hasta ac谩 era la historia que aparece en los libros y registros de la contempor谩nea Concepci贸n, en investigaciones de grado de la Facultad de Arquitectura de la Universidad de Concepci贸n, y en art铆culos costumbristas de la regi贸n. Y como pasa, la mayor铆a de las veces, la historia se comienza a 鈥済uionar鈥, y aquello que parec铆a que pod铆a ser, que no ten铆a mucho fundamento hist贸rico, por la repetici贸n y los a帽os se convierte en realidad: 鈥渓a Aurora de Chile nace a sombras de la f谩brica de pa帽os Biob铆o, el ferrocarril y la costanera, all谩 por 1920…鈥 Y esa 鈥渉istoria oficial鈥 comienza a descascararse, y a mostrar otras capas m谩s profundas, al resguardo de la confianza, el afecto, y el cari帽o que se va generando entre el equipo de trabajo, y los y las pobladoras del lugar. Llegan, generalmente a 鈥渓a hora de once鈥, cuando deten铆amos el trabajo del taller por la falta de luz d铆a, y se sentaban a la mesa con alg煤n tesoro. Recuerdo a Margarita que lleg贸 con un costurero que era de su mam谩, y que no guardaba botones, hilos y agujas, sino que en su interior hab铆a un peque帽o papel doblado, con muchas marcas de haber sido doblado de diferentes formas, con una fotocopia. Esa fotocopia guardaba la 煤nica foto que Margarita ten铆a de su pap谩, jugando en el Hurac谩n, club de sus amores, y que estaba pegada en la pared del negocio del 鈥淕uat贸n To帽o鈥. O cuando empezaron a aparecer con documentos de compra y venta de terrenos, o escrituras de posesi贸n efectiva, de sitios dentro de la 鈥渢oma鈥. 鈥淓ste papel me lo dej贸 mi papito (abuelo)鈥 -me contaba la Sra Isabel, de casi 70 a帽os-…se le铆a en una prolija letra a tinta: 鈥淓n Concepci贸n, a 22 de noviembre de 1922…y firmaba el Notario de Concepci贸n, Don Edmundo Larenas Guzm谩n鈥. Es de destacar que este documento debe ser uno de los 煤ltimos firmados por el Notario, ya que fallece el 12 de diciembre del mismo a帽o. Despu茅s aparecen documentos con fechas tales como 1912, 1907 y hasta uno fechado en 1892. Es as铆 que esa toma 鈥渘acida a sombras鈥 de una f谩brica, es una poblaci贸n que alberga luego el asentamiento industrial de la ciudad. Quedando sin argumento el segundo postulado oficial: 鈥渆s una poblaci贸n emblem谩tica de casi 90 a帽os鈥 …cuando encontramos estos documentos la Aurora cumpl铆a 126 a帽os.
漏 Proyecto Los Retratos de Aurora
La Aurora de Chile es la 煤nica poblaci贸n con tanta historia patrimonial y un perfil muy determinante: tienen gentilicio propio, ellos no se consideran 鈥減enquistas鈥, ellos son 鈥渁urorinos鈥. Esto es muy determinante al momento de trabajar el tema territorial y patrimonial. Hay una identidad propia, una memoria de territorio y por consiguiente una forma de ver y pensar su relaci贸n con la ciudad que le da la espalda. Si bien parecer铆a que es el r铆o Biob铆o quien les es m谩s inh贸spito, con las crecidas, la humedad que sale de la tierra, es la ciudad con quien sus vecinos tienen sentimientos cobrados. Con el r铆o hay una relaci贸n afectuosa, al considerar que es el r铆o quien les ha permitido asentarse en un lugar, y considerarlo propio. 鈥淚gual hay veces que el r铆o se las cobra, pero es l贸gico, as铆 como nos da nos quita鈥, me dec铆a un vecino mostr谩ndome una foto de la 煤ltima gran inundaci贸n del 2012. El terremoto del 2010 si bien no afect贸 a la poblaci贸n en si misma que resisti贸 muy bien la cat谩strofe, fue aprovechado por el gobierno de turno para instalar la idea de 鈥渦n nuevo puente鈥, a consecuencia de las fallas ocurridas en el Llacolen y Juan Pablo II, pero con la solapada intenci贸n de erradicar a la comunidad de la Aurora de esos terrenos.
Hay que entender que la Aurora est谩 asentada en terrenos con una plusval铆a muy alta, al encontrarse a unas seis o siete cuadras del centro de la ciudad. Este proyecto puso en riesgo la estabilidad de m谩s de seiscientas familias, de las cuales ya fueron reubicadas por lo menos dos tercios, quedando resistente el sector m谩s antiguo. Una parte de estas familias ser谩n 鈥渞eubicadas鈥 en dos manzanas contiguas, en casas construidas muy livianamente sobre un sector de basurales antiguos, muy poco compactados. Que si bien fueron entregadas en 2019, ya en 2021 sufren problemas de filtraciones y humedad. Y a otra parte de los vecinos se les dar谩 ubicaci贸n en otros sector de la comuna, o subsidios para arrendar, desmembrando m谩s de 100 a帽os de trama social.
漏 Proyecto Los Retratos de Aurora
鈥淓l Retrato de Aurora鈥, identikit de la memoria y el territorio
El Proyecto 鈥淓l Retrato de Aurora鈥 propuso identificar, preservar y poner en valor la Memoria Emotiva de la Poblaci贸n Aurora de Chile. Este proceso se llev贸 a cabo entre julio de 2016 y agosto de 2018, encarado desde cuatro perfiles definidos a partir de las necesidades de la propia poblaci贸n: Un primer abordaje desde 鈥渓a Memoria y el Duelo鈥. A partir de nuestra llegada en Julio de 2016 los pobladores construyeron c谩maras estenopeicas con objetos dom茅sticos que tuvieran alguna historia dentro de las familias. Terminamos armando unas ocho c谩maras estenopeicas hechas con madera de la ex f谩brica de pa帽os (incendiada intencionalmente en diciembre de 2016), un lechero de aluminio, la tapa del motor de arranque de un cami贸n Ford 600 del a帽o 麓74 con el que se rellen贸 parte del terreno, un costurero herencia de Margarita, un estuche de acorde贸n del pap谩 de Priscila, Presidenta de la Junta de Vecinos (JJVV), entre otras cosas.
Desde mayo del mismo a帽o, estas fotograf铆as son parte de una serie de cr贸nicas que aparecen todos los s谩bados en el Diario Concepci贸n, hasta enero del 2018. Este cuerpo fotogr谩fico conforma una nueva mirada del territorio. Si bien distorsionada, confusa y borroneada por la falta de un lente, esa luz que impacta la sensibilidad del papel con haluro de plata, tambi茅n impacta a sus habitantes, y a nosotros, que como ajenos, y resisti茅ndonos, nos hacemos parte de su lucha y de su historia. Las fotos que emergen de estos artefactos de memoria constituyen postales, una muestra fotogr谩fica que con rebeld铆a se monta en una sala tradicional del centro de Concepci贸n y una maqueta de fotolibro que nunca sali贸. Otra etapa del ejercicio fotogr谩fico, tiene que ver con retratar 鈥渓a Invisibilidad de lo Cotidiano鈥 de cien familias aurorinas colonas, con varias generaciones en la poblaci贸n. Diez fot贸grafos que se han seleccionado con un determinado perfil, se convocan y se los invita a que se involucren con las familias, retratando el d铆a a d铆a. La t茅cnica, el tiempo, la l铆nea editorial y el encuadre, se dej贸 al libre albedr铆o de las parejas fot贸grafo/a-poblador/a. Respetando de igual modo las din谩micas locales.
漏 Proyecto Los Retratos de Aurora
Si bien es una poblaci贸n con caracter铆sticas de asentamiento irregular, sigue el orden de cuadr铆cula de damero espa帽ol de la ciudad que la ignora. El desaf铆o para cada fot贸grafo/a es la de poder contar una historia 铆ntima en diez im谩genes que relaten el antes, el hoy, y ese futuro incierto que se les escurre bajo los pies. La tercera etapa del proyecto es el rescate, administraci贸n, digitalizaci贸n y puesta en valor del patrimonio fotogr谩fico familiar. Un primer censo hecho sobre las fotograf铆as en 谩lbumes familiares permite establecer que hay registro de las 煤ltimas ocho d茅cadas de la poblaci贸n, y superan los 20.000 documentos. Si bien comenzamos un primer trabajo de censo y estabilizaci贸n de algunos documentos, la falta de recursos primero, y el corte abrupto despu茅s, produjo que 茅ste fuera la parte del proyecto menos desarrollada. Quedan muchas horas de trabajo para preservar esta memoria emotiva detr谩s de los documentos que en promedio van desde la d茅cada del 20 hasta finales de los 80. La cuarta etapa tiene que ver con la escritura dram谩tica de algunos relatos, dando lugar a guiones teatrales, que se usaron luego para la construcci贸n de tres obras para Teatro Minuteros o Lambe Lambe, que cuentan la historia de la poblaci贸n, y que nos permite abrir espacios para debates y conversatorios sobre memoria, identidad y patrimonio. Priscila Hern谩ndez, presidenta de la JJVV ha dicho en el Festival Internacional de Fotograf铆a de Valpara铆so 2017: 鈥淵o s贸lo soy una pobladora que est谩 luchando para que se reconozca el patrimonio de Chile. En la poblaci贸n hemos tratado de defender nuestra situaci贸n de diferentes maneras, pero no result贸. Cambiamos el enfoque de la lucha, y ahora estamos peleando por nuestro patrimonio. Porque una poblaci贸n que lleva m谩s de cien a帽os de historia, m谩s de cien a帽os de patrimonio, vale la pena defenderla, defender nuestro territorio, nuestra verdad. Si no defendemos nuestro patrimonio, no somos nada. 隆Pucha que vale la pena ser fot贸grafo!, porque captas con esa esencia que uno tiene, lo hermoso鈥 lo v铆 yo a trav茅s de estas c谩maras鈥.
El proyecto se termin贸 unilateralmente por parte de la JJVV de la Poblaci贸n Aurora de Chile, tras un quiebre que se produjo entre sus dirigentes. En agosto de 2018, se termina la primera etapa de la 鈥淣ueva Aurora鈥, conjunto de casas y edificios de departamentos construidos entre el Parque Bicentenario y la actual poblaci贸n. Son reubicadas 204 familias de las 460 existentes. Se les dan algunos d铆as para su traslado, y el desarme de sus casas antiguas. Despu茅s de este tiempo, lo que queda en sus antiguas casas es demolido con retroexcavadoras, y los sitios son 鈥渋nutilizados鈥 removiendo tierra hasta un metro de profundidad para que no vuelvan a construir en ese espacio. Por estrategia del Ministerio de Vivienda, los pobladores no son sacados por pa帽os completos de cuadras, sino que en forma irregular, provocando que quedaran casas 鈥渁isladas鈥 entre sitios eriazos, despu茅s de haber convivido m谩s de 50 a帽os con vecinos. Una segunda estrategia del MINVU de la 茅poca fue la de 鈥渁marrar鈥 los subsidios de ampliaciones y mejoras de las casas y departamentos, a la conformaci贸n de una 鈥渘ueva JJVV鈥 que se diferenciara de la hist贸rica, provocando malestar en la comunidad, discusiones, y la consiguiente ruptura.
Entre diciembre del 2017 y agosto de 2018, los pobladores de la Aurora estuvieron sumidos en un estr茅s emocional intencionalmente pensado. Retroexcavadoras destrozando a zarpazos la casa del vecino, que saco lo que pudo, y el resto a jirones sobre los camiones de la constructora. Sensaci贸n de abandono y desolaci贸n al dejar 鈥渟in luz鈥 a la poblaci贸n para la navidad del 2017, seg煤n la empresa encargada de los empalmes 鈥減or accidente鈥. Aparici贸n de escombros, restos de casas, sillones, mobiliarios apilados en esquinas, como si otro gran terremoto los hubiera afectado. Adem谩s del aumento de plagas, roedores y delincuencia, al intervenir ca帽er铆as, alcantarillados cercanos al r铆o, y abandono del sector de la f谩brica. Nosotros como colectivo de fot贸grafos y fot贸grafas pretend铆amos seguir trabajando con ambas organizaciones, con el fin de registrar muy objetivamente el proceso que estaba ocurriendo. No fue posible. Nos solicitaban 鈥渓ealtades鈥 con la JJVV hist贸rica, lo que no nos parec铆a adecuado. Luego de varias reuniones y conversaciones, no pudimos llegar a acuerdos, teniendo que poner fin al proyecto. El libre tr谩nsito por la poblaci贸n, seguros de estar protegidos por los vecinos, no lo pod铆amos garantizar. En su momento hicimos los intentos de continuar trabajando con la JJVV de la 鈥淣ueva Aurora鈥 y la Agrupaci贸n Socio Cultural, pero el mismo estado de desorientaci贸n causado por el estr茅s post traum谩tico del 茅xodo no nos lo permiti贸. Si bien algunos fot贸grafos y fot贸grafas seguimos en contacto con algunos de los y las vecinas, a la fecha, les ha sido dif铆cil reencausar el foco de acciones comunitarias. Es muy dif铆cil cambiar din谩micas de trabajo comunitario ligadas al asistencialismo, m谩s que a la mejora del Bien Com煤n. Y eso ocurri贸 en la Aurora: se consigui贸 lo que se persegu铆a, la casa nueva…independiente si con la vieja se derrumb贸 la dignidad de ser poblador de la Aurora de Chile.
漏 Proyecto Los Retratos de Aurora
2023, mirar cinco a帽os atr谩s
Entrar en este ejercicio retrospectivo despu茅s de cinco a帽os de terminado el proyecto, obliga a preguntarse, si realmente se termin贸. Y en verdad, al igual que la llegada a la Aurora de Chile, su revisi贸n ha sido accidental. Una calle en Valpara铆so, un personaje afuerino algo desorientado (yo) que les pregunta a dos desconocidos que van conversando delante de uno, y que parecen, caminar con mayor soltura por esos pasajes y escaleras. El accidente del encuentro se repite al d铆a siguiente en el comedor del Hostal Dinamarca, a la hora del desayuno. El desorientado de la escena anterior trabajando y tomando un caf茅 desde temprano, es interrumpido por un saludo y una pregunta al azar: -驴T煤 tambi茅n estas en el FIFV? A lo que respondo: -Si, 驴Y vos? Bueno esta conversaci贸n algo rid铆cula al comienzo por que est谩bamos los dos solos en el comedor, pero cada uno en su mesa conversando con el otro. Creo resabio del 鈥渄istanciamiento social鈥 pand茅mico. Como a los diez minutos de conversa, decidimos primero presentarnos, y luego sentarnos en una misma mesa. As铆 es que conozco a Alejandro Sotomayor, Director de CAPTION Magazine, que minutos m谩s tarde estar铆a dando una charla interactiva de dise帽o editorial en el marco del Festival Internacional de Fotograf铆a de Valpara铆so. Despu茅s de algo de conversa, Alejandro me dice: – 鈥淗ace media hora que estamos hablando de tus fotos, todav铆a no he visto ninguna, pero ya quiero publicarlas鈥. Y esta frase de una casi intensi贸n diplom谩tica de buena crianza, me hizo mucho sentido de lo que ha sido mi trabajo de los 煤ltimos 20 a帽os: las fotos no son nada sin la memoria emotiva que hay por detr谩s. El volver a las fotos, a recordar los momentos que generaron hitos, a conversaciones por wsp, obliga a editar de alguna manera esas fotos, y devolv茅rselas a sus pobladores, o a los que quedan.
Este accidente de encuentro con CAPTION Magazine hace pensar, si se puso punto final o suspensivo. Pensar en reeditar esas im谩genes ha sido un ejercicio incidentado de consecuencia gracias a Alejandro, quien me invita a publicar algo de lo hecho, quien me reaviva esta inc贸gnita. Obliga, de alguna manera por la nobleza de los v铆nculos, a reconversar con algunos de los vecinos, y participantes del proyecto, para contarles que esos bocetos fotogr谩ficos dejado en un archivo digital que no junta polvo, quiere ser publicado, y si bien la propiedad de las im谩genes es del colectivo, subyacentemente, igual que el r铆o Biob铆o bajo las casas de la Aurora, el recuerdo de lo vivido nos hace generar y mantener este v铆nculo de respeto y mutuo acuerdo. Con algunos ya no podemos pensar en qu茅 m谩s hacer por la Aurora. La pandemia tambi茅n produjo socavones en los afectos. Vecinos y vecinas que han partido, llev谩ndose un equipaje valios铆simo, su memoria, sus olores y los ambientes de una Aurora que al igual que un viejo retrato se desdibuja y borra.
In Mem贸riam de Manuel Jorquera Inostroza
Manuel era mueblista, adem谩s de actor amateur de teatro. Creo que, si la vida le hubiera dado otra oportunidad, hubiera sido al rev茅s: actor de oficio, y mueblista de vocaci贸n. Cuando lo conoc铆 era miembro de la JJVV, era su Tesorero. Luego fue presidente de la Agrupaci贸n Cultural. Form贸 parte del proyecto de c谩maras estenopeicas, si bien no construy贸 ninguna propia, se anim贸 a sacar algunas fotos. En lo que s铆 fue activo colaborador, fue en la etapa del Teatro en Miniatura, era lo suyo. Lleg贸 a ser lambero (manipulador) de la caja 鈥淐on las Trenzas en el Agua鈥, obra que cuenta la historia de los inicios de la Aurora de Chile, y la presencia de palafitos a orillas del Biob铆o. Met铆a m谩gicamente a la gente en la historia de la Aurora, al punto de transmitir esa humanidad que lo caracterizaba. Manuel tuvo que desarmar su casa para entregarla. Casa que hab铆a levantado con su compa帽era Isabel, despu茅s del 27F, a puro 鈥溍眅que鈥. Desarmar algo que le era propio, que le hab铆a costado, pero que guardaba su memoria, para tener que irse a una casa, que, si bien por papeles le pertenec铆a, le era ajena. Manuel fue el 鈥淎uro鈥 cuando tuvimos que irrumpir con un personaje en un Encuentro de Patrimonio en Talca, le insufl贸 vida al 鈥淎urorito鈥 de la caja de lambe lambe, en interminables funciones, donde compart铆a un secreto de la Aurora. Me hubiera gustado comentar esta publicaci贸n con 茅l, pero se lo llev贸 la inescrupulosidad (si el t茅rmino existe) ciudadana, de no entender que a veces uno encuentra su lugar en el mundo y no quiere otro. Algunos dicen que se lo llev贸 la pandemia, ten铆a problemas a los ri帽ones, y una neumon铆a no lo dej贸 volver a su casa. Para m铆 se lo llev贸 la insensibilidad del sistema, el progreso, la tecnocracia.

 


Acerca del autor:

Walter Blas naci贸 en Lan煤s, Buenos Aires, Argentina, en 1967. Dise帽ador Gr谩fico con m谩s de 25 a帽os de experiencia, dedicado a los Medios de Comunicaci贸n Educativos desde el a帽o 1998. Fue seleccionado para ser parte del Next Best Thing Pinhole Project, con 35 fot贸grafos estenopeicos de nivel mundial, proyecto que registra las estaciones del a帽o desde una mirada cultural y paisaj铆stica.

En 2003 comienza el Proyecto 鈥淟a Colorina, Fotograf铆a a la Antigua鈥, que pretende la recuperaci贸n de la calidad de 鈥渙bjeto y pieza art铆stica鈥 de la fotograf铆a, y por lo tanto, poner en valor un oficio perdido, el de 鈥淔ot贸grafo Minutero鈥. En 2017 comienza con 鈥淟os Retratos de Aurora鈥, que pretende rescatar el patrimonio fotogr谩fico familiar y la memoria emotiva de una poblaci贸n con m谩s de 130 a帽os de existencia, la cual sufre un proceso de erradicaci贸n, lo que provoca la p茅rdida de la identidad y parte importante del Patrimonio Inmaterial de la regi贸n. En agosto de 2019 nace el Proyecto CasaC谩mara en Caleta Lo Rojas, Comuna de Coronel, convirtiendo la sede social del Club 鈥淓sfuerzo del Mar鈥 en una c谩mara estenopeica gigante. En octubre decide registrar la revuelta social con una c谩mara estenopeica de madera, modelo cedido por Mario Rodr铆guez de Argentina. M谩s de 600 fotograf铆as, en algo m谩s de 70 metros de negativos, material base del proyecto 鈥淐hile Arde – Modelo para des-armar鈥. En la actualidad, la Memoria, la Identidad y el Patrimonio, se mezcla en la fotograf铆a, el teatro Lambe Lambe, y los relatos de los protagonistas en primera persona, trabajos que lo llevan a cruzar fronteras, proponiendo di谩logos con otras comunidades y continentes.

Links:

www.facebook.com/lacolorinafotosalaantigua

@walterblas

View Comments (0)

Leave a Reply

Todas las fotograf铆as publicadas aqu铆 tienen el Copyright del respectivo fot贸grafo.

漏 2019 Caption Magazine. ISSN 0716-0879