Meli Zomo: Cuatro Mujeres

+6
View Gallery

Camila S√°nchez Andueza

En el silencio de una sinfonía que nace del fondo de mi corazón, voy descubriendo cada una de las capas que yacen en mi interior, cuyo movimiento se asemeja al de la camanchaca y envuelve la vista en un blanco espesor, fresco aire matutino que entra por la piel y es liberado a través de la exhalación, a través de un suspiro y un suave clamor.

Me siento y observo la cotidianeidad, pareciera que de pronto la vida estuviera dibujada y s√≥lo nos queda colorear, pero qu√© hay de nosotros que sin darnos cuenta la hemos de trazar. Adormecidos por las ilusiones vamos creando sin m√°s, caminamos en sue√Īos, ya es momento de despertar.

Me encuentro en el jard√≠n de la casa y veo c√≥mo las hierbas comienzan a florecer, algunas acent√ļan sus colores, parecen fuertes y delicadas a la vez. Caen los rayos de luz y el sol va entrando en mi cuerpo -dulce y c√°lida sensaci√≥n-, cierro los ojos y me quedo en silencio, oigo el susurro de una voz que me abraza en claridades y me dice ‚Äúcamina en amor, camina en amor‚ÄĚ.

Y as√≠ fui caminando hacia mis adentros hasta llegar a la certeza de lo que se ha de decir, busqu√© a quienes vivieran sintiendo la conexi√≥n que hay con todo lo que est√° all√≠, cuyas manos sean firmes y tiernas y cuyos pies no dejen huella, tan s√≥lo ese c√°lido aroma que se expresa mediante los ojos y la voz, y sus cuerpos sientan el p√°lpito que nace del coraz√≥n de la √Ďuke Mapu, Madre Tierra.

Conocí a cuatro mujeres mapuche, hermosas manifestaciones de la vida, ellas llevan consigo las verdades ocultas ante la vista, la simpleza de una palabra que todo ha de decir, pues sus cantos y silencios revelan lo más profundo de su sentir. Su existencia se desenvuelve en un entorno lleno de paz, donde la naturaleza ha de surgir y cesar, es el sol el padre que ha de abrigar, es la luna la hermana que ha de iluminar un sendero nocturno lleno de estrellas donde los pálpitos diurnos han de descansar.

Faumelisa Manquepillán es el fuego que ha de atravesar la piel tocada, calor intenso y suave flama que se observa en su mirada. Es su presencia el encanto que se siente en el corazón cuando atraviesa los cielos y extiende sus alas hacia el sol, reflejos tornasoles de un amanecer anaranjado.

Natalia Guineo es el agua que fluye armoniosa y se desliza como un r√≠o a trav√©s de las rocas. Algunas veces su coraz√≥n llueve y purifica lo que ha de irse, lo que est√° de m√°s, im√°genes oto√Īales que cubren el rostro de sal y la vuelven cristalina ante quien la ha de mirar, fortaleza genuina que emana verdad.

Catalina Manquepill√°n es la tierra que sostiene firme a quien se cobija en su regazo, en ella la dulzura se encuentra silenciosa como un brote escondido entre las ramas de un √°rbol. Su esencia abraza c√°lidamente a cada ser que aparece en su camino, siendo ella un alma sanadora que habla con la vida y nutre con cada latido.

Mirta Manquepillán es el aire dador de vida, libertad que vuela y se expande colorida, como una mariposa ha de posarse en las flores cuyos aromas la envuelven en sutiles sensaciones. Y así va irradiando alegría que viaja con el viento como una semilla, se hunde en la tierra y ya crecida se vuelve el fruto de una bella sonrisa.

Son cuatro los elementos que en conjunto crean la vida, siluetas cambiantes que emanan las formas de una misma energ√≠a, tejidos vibrantes de suaves matices y bellos colores que van sucediendo en torno a la danza de las emociones. Vamos habitando en nuevas im√°genes a cada momento, la transformaci√≥n es lo √ļnico que permanece en el tiempo, de pronto somos agua que cae del cielo y se vuelve r√≠o, cuyos sorbos se manifiestan en nuestros latidos. Y es por ello que hemos de caminar con atenci√≥n para que las huellas sean de paz y de amor.


Equipo fotogr√°fico:
– C√°mara: Canon Rebel T3
– Optica: Canon 18-55mm

Todas las fotografías publicadas aquí tienen el Copyright del respectivo fotógrafo.

© 2019 Caption Magazine. ISSN 0716-0879